Recuerdo en una carrera estar al lado de un parque estirando y esperando la salida, mientras más de 100 corredores calentaban también  escuché a un señor decir: “como hay la gente sin oficio aquí”, obviamente nada de lo que le pudiera haber dicho en ese momento le hubiera convencido de que hacer deporte tiene sus beneficios. Ya han pasado 4 años de eso y hasta ahora me tomo unos minutos para escribir sobre este tema.

He llegado a la conclusión de que la mejor manera de abordar este asunto es ponerme en los zapatos de una persona que no hace ejercicios, porque no le gusta o porque simplemente prefiere un tipo de vida más sedentaria. Se les debe hacer extraño que madruguemos casi todos los días, aún cuando tengamos que sacrificar un par de horas de sueño para estar a tiempo en la oficina, más raro todavía que los fin de semanas madruguemos todavía más, nos anotemos en carreras que no vamos a ganar y aunque terminemos fatigados, volvernos a apuntar en otras carreras, más largas y más difíciles. Definitivamente que para las personas que no llevan este estilo de vida, esto sencillamente no tendrá explicación, ni falta que les hace buscarlo, total no están interesados en dedicar su tiempo libre a alguna actividad física.

Ellos dirán ¿De que me sirve que ustedes corran, anden en bici, naden, etc?

y acá les dejos mis reflexiones:

$ALUD  FÍSICA: (sin S y con $): Una persona activa lógicamente será más saludable, el ejercicio regula la presión arterial, mantiene la densidad ósea, ayuda a mantener el peso corporal, mejora la resistencia física, mejora la flexibilidad y la movilidad de las articulaciones, entre otra larga lista de beneficios. Esto significa que los deportistas representamos para el estado un ahorro en materia de consumo de suministros médicos públicos. Dicho de manera sencilla una población saludable requiere de menos atención del sistema estatal de Salud. Un ejemplo sencillo, en Panamá el 62% de los adultos sufre de sobrepeso, que se refleja en enfermedades coronarias, diabetes, hipertensión, dislipidemia, afectaciones al hígado, etc.

SALUD MENTAL: Hay múltiples estudios que respaldan los beneficios del ejercicios a la salud mental. Por ejemplo, el realizado por el equipo de investigación de Gabriel Rodríguez, profesor titular de la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte (INEF) de la Universidad Politécnica de Madrid, que se publicó en 2015 en Revista de Psicología del Deporte.La principal conclusión fue que “los sujetos con niveles altos o moderados de actividad física total y en el tiempo libre presentan niveles de salud mental superiores a los de aquellos que realizan un nivel bajo de actividad física”. Además, los autores del estudio constataron que “el nivel de la actividad física realizada en el tiempo libre se relaciona de forma inversa con la vulnerabilidad a los trastornos mentales”.

AGENTES MULTIPLICADORES: Un corredor se convierte en una referencia positiva para todas las personas que lo rodean, desde su círculo familiar, de amistades así como social. Sin duda muchas de estas personas terminarán enganchadas al running también, en el caso de los jóvenes es todavía más positivo, porque se convierten en excelentes agentes multiplicadores, un modelo exitoso a seguir y de manera indirecta de luchar contra los conocidos flagelos como la delincuencia, drogas, alcoholismo, etc.

ECONOMÍA: Una carrera reúne cientos o miles de participantes, cada corredor se convierte para la localidad donde se realice un agente económico, hospedaje, comida y turismo serán beneficiados, en nuestros casos la mayoría de ellos pequeños y medianos comerciantes. Es por esto que es muy conveniente recibir y apoyar estas actividades.

 

Seguramente hay muchas más razones para seguir sumando a la lista, pero en fin,  el gran crecimiento que ha tenido el running a nivel local y mundial se debe a que es una actividad que se complementa muy bien con nuestros ajetreados días en el sentido que te permite liberar endorfinas, relajarte a la vez que puede convertirse también en una herramienta para hacer vida social, networking profesional y responde también a la constante búsqueda de retos en nuestras vidas.

¡A correr!

 

Comparte este post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *